Nuevo caso de hepatitis transmitida por ratas a humanos

Nuevo caso de hepatitis transmitida por ratas a humanos.

Mientras el mundo está en alerta por el coronavirus, Hong Kong tiene una preocupación adicional. 

La semana pasada un paciente fue diagnosticado con una extraña hepatitis E (HEV), cuya cepa pertenece a las ratas y no los humanos.

El primer caso de esta enfermedad en humanos se produjo en 2018 cuando un hombre de 56 años mostró síntomas relacionados con hepatitis. La hepatitis E es una enfermedad hepática que puede causar fiebre, ictericia y agrandamiento del hígado.

El caso fue estudiado por científicos de la Universidad de Hong Kong (HKU), que se sorprendieron al hallar que el hombre había contraído hepatitis E, pero no encontraron la cepa humana (HEV) de la enfermedad.

Nuevo caso de hepatitis transmitida por ratas a humanos.

Al hacer un análisis posterior al ADN de la infección se halló que era hepatitis E de ratas.

“De repente, tenemos un virus que puede saltar de las ratas callejeras a los humanos”, dijo el Dr. Siddharth Sridhar, un microbiólogo y uno de los investigadores de HKU a CNN.

El virus está presente en cuatro especies, que circulan en diferentes animales y se creía que solo una de las cepas podía infectar  a humanos.

Creímos que era un “incidente único, un paciente que estaba en el lugar equivocado en el momento equivocado», señaló el médico a CNN.

Tras el primer caso de 2018 ya se han presentado 10 más. El más reciente fue el de un hombre de 61 años que dio positivo el 30 de abril.

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), la hepatitis E se transmite por medio de agua potable contaminada con materia fecal.

Sin embargo, es todo un misterio para los especialistas cómo se ha transmitido la enfermedad. El último paciente señaló que nunca tuvo contacto con ratas y tampoco su excremento.

“Según la información epidemiológica disponible, no se pudo determinar la fuente y la ruta de la infección”, dijo el Centro de Protección de la Salud (CHP) de Hong Kong en un comunicado el 30 de abril. El hombre todavía está en el hospital y la investigación del CHP está en marcha.

Los investigadores siguen indagando sobre cómo se está transmitiendo la enfermedad y el tiempo de exposición de quienes se infectan.

“Lo que sabemos es que las ratas en Hong Kong son portadoras del virus, y evaluamos a los humanos y encontramos el virus. Pero cómo exactamente salta entre ellos, ya sea que las ratas contaminen nuestros alimentos o haya otro animal involucrado, no lo sabemos”, dijo Sridhar al medio estadounidense.

Con información de Semana.