La nutrición es la ingesta de alimentos en relación con las necesidades dietéticas del organismo.

Una buena nutrición, entendida como una dieta suficiente y equilibrada combinada con el ejercicio físico regular, es un elemento fundamental para mantener una vida saludable.

La nutrición es el proceso en el que nuestro organismo utiliza el alimento para mantenerse en buen funcionamiento y reparar zonas deterioradas.

En todas las edades una nutrición adecuada permite reforzar el sistema inmunitario, contraer menos enfermedades y en general, disfrutar de una buena salud.

La nutrición va mucho más allá porque plantea la posibilidad de ingerir alimentos de forma inteligente y así fortalecer nuestra salud y el sistema inmunológico.

1- Proteínas:

Están encargadas de dirigir la mayor parte de los procesos vitales.

Una dosis diaria de proteína es recomendada para asegurar el funcionamiento adecuado de los distintos órganos del cuerpo.

Los alimentos ricos en proteína son: pechuga de pavo y pollo, huevos, nueces, yogurt griego, entre otros.

2- Grasas esenciales:

Deben ser consumidos dentro de la dieta para fortalecer facultades neurológicas, prevenir enfermedades cardiovasculares, fortalecer el sistema inmunológico y muchos otros beneficios.

Se encuentran en aceites vegetales, nueces, aguacate.

3- Cereales:

El trigo, la soya, la cebada, la avena y el arroz, entre otros.

Son ricos en minerales, vitaminas, fibra y son excelente fuente de hidratos de carbono, los encargados de producir energía.

4- Verduras:

Contienen propiedades antioxidantes, fibra, hierro y muchos nutrientes más que necesita el cuerpo para su funcionamiento.

Dentro de esta lista están: zanahoria, tomate, cebolla, repollo, pimentón, lechuga, espinaca, remolacha, arvejas, etc.

5- Las legumbres:

Son la base de la alimentación del mundo entero debido a su abundancia y fácil preparación.

Son bajas en grasa, contienen fibra y ayudan a controlar el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Algunas legumbres son: garbanzos, lentejas, soja, fríjol, habas, guisantes, algarroba.

6- Las frutas:

Aportan vitaminas, fibra, agua y son determinantes para el funcionamiento gastrointestinal.

Tienen propiedades antioxidantes, ayudan a mantener la salud de la piel, son bajas en grasas y tienen elementos que influyen en la salud del sistema circulatorio:

Manzana, fresas, mango, cereza, sandía, naranja, papaya, piña, mandarina.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.