Tratamiento y prevención de la fiebre de chikungunya

Tratamiento y prevención de la fiebre de chikungunya

No existe un tratamiento específico para la fiebre de chikungunya. El tratamiento que existe sólo sirve para paliar los síntomas y sólo se puede esperar a que las propias defensas de nuestro cuerpo eliminen el virus. El cuadro clínico se pueden tratar con medicamentos que alivien las molestias del paciente, sobre todo analgésicosque disminuyan la fiebre y el dolor, como el paracetamol. Se debe evitar la aspirina, porque puede alterar la coagulación de la sangre en cuadros clínicos similares de mayor riesgo.

Cuando el cuadro de chikungunya es grave se pueden realizar intervenciones más agresivas, aunque son casos excepcionales. Todas se realizarían bajo la supervisión de especialistas en Cuidados Intensivos y dentro de una UVI (Unidad de Vigilancia Intensiva).

No existe vacuna contra este virus a día de hoy, así que curarse de la infección depende del estado de salud previo del paciente afectado y de la atención sanitaria que se le proporcione. En un país desarrollado con buena atención médica es poco probable morir de esta infección.

Actualmente no se están llevando a cabo grandes líneas de investigación para estudiar nuevos medicamentos y vacunas contra el virus porque se trata de una enfermedad que afecta a países en vías de desarrollo y no tenía interés para los países más ricos. Debido a ello, lo mejor que podemos hacer, sobre todo en zonas endémicas, es intentar prevenir la infección.

Prevención del chikungunya

Para prevenir el contagio del virus y evitar la picadura del mosquito que transmite el chikungunya se recomiendan una serie de medidas que señalamos a continuación. Recuerda que este tipo de mosquitos a día de hoy no se encuentra en Europa, Norteamérica o países del cono sur de Latinoamérica, por lo que sólo debes realizar estas medidas de prevención del chikungunya si viajas a países con riesgo de infección (Asia, África y Caribe):

  • Usar mosquiteras mientras duermes y también en las ventanas para evitar el paso de mosquitos.
  • Evitar tener las ventanas abiertas durante el día y noche.
  • Eliminar el agua estancada allí donde la haya (cubos, jardineras, etcétera), este mosquito vive y se reproduce en esos ambientes.
  • Viste ropa blanca o muy clara, con manga larga siempre que puedas.
  • Utiliza repelente de insectos. Si te pones crema de protección solar échate el repelente 20 minutos después.
  • En caso de que sospeches que tú o alguien cercano puede tener la fiebre de chikungunya mantén la calma, el contagio se previene evitando las picaduras, ya que no se transmite de persona a persona. Acude a un hospital cercano para ser examinado por un médico.

Diagnóstico de la fiebre de chikungunya

Las manifestaciones clínicas de la fiebre de chikungunya son muy inespecíficas. No hay síntomas muy característicos que hagan sospechar que se padece esta enfermedad en concreto en un primer lugar, por ello es difícil que el médico diagnostique la fiebre de chikungunya directamente.

No obstante, se debe pensar en esta enfermedad en las siguientes situaciones:

  • Fiebre elevada en personas que han viajado a zonas de riesgo (África, India, Sudeste asiático, región del Caribe).
  • Síntomas parecidos al dengue o a la malaria, habiéndose descartado ambas (fiebre muy elevada, exantema en piel, artritis, etcétera).

El diagnóstico de sospecha de chikungunya debe ser realizado por un médico con experiencia, pero para confirmar la enfermedad es necesario solicitar pruebas que comprueben el estado infeccioso y detecten al virus responsable. Se puede analizar la sangre en busca de parámetros alterados que indiquen infección (aumento de los leucocitos o elevación de la proteína C reactiva) y realizar un estudio serológico mediante la técnica de ELISA, buscando anticuerpos contra el virus; pero tarda varios días, por lo que sólo sirve para realizar el diagnóstico de confirmación.

Causas de la fiebre de chikungunya

El responsable de esta enfermedad es un virus, elchikungunya, de la familia de los togaviridae. Estos virus se conocen desde hace décadas por causar afecciones que se transmiten por picaduras de artrópodos. El virus de la fiebre de chikungunya no se puede transmitir de persona a persona. Su contagio es siempre a través de unos tipos de mosquitos concretos, el Aedes aegypti y elAedes albopictus.

Estos mosquitos no puede vivir en cualquier clima, requieren climas tropicales o subtropicales para poder reproducirse, por eso la fiebre de chikungunya se ha limitado en ciertas regiones geográficas, y ahora se piensa en el calentamiento global como una de las causas que pueden explicar por qué está aumentando el número de casos en otras latitudes.

Este tipo concreto de mosquito pica principalmente de día, al contrario que la mayoría de mosquitos que pican al atardecer, amanecer o por la noche. Sólo pica la hembra, porque necesita sangre humana que favorezca la síntesis de hormonas sexuales para la producción de huevos.

El mosquito consigue el virus al picar a una persona infectada y lo conserva en su aparato digestivo durante un tiempo desconocido. Después, el mosquito infectado con  el chikungunya pica a otro ser humano y le inyecta el virus en el torrente sanguíneo. Desde ahí se distribuye por todo el cuerpo. Esto produce una reacción inmunológica con producción de muchas toxinas y sustancias que favorecen la respuesta inmune que elimine el virus. Esto provoca un cuadro infeccioso aparatoso en la persona que lo sufre, con fiebre y afectación del estado general.

Habitualmente la enfermedad se resuelve sola, cuando el sistema inmune es capaz de controlar y eliminar el virus.

1 Comentario

  1. Entonces no es un tipo de mosquito en si,es cualquier mosquito que pique a una persona con la fiebre del chikungunya y trasmita el virus a otra persona.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.